Tiempo de lectura: 5 minutos

Alquiler de equipos: contador eléctrico

Uno de los conceptos de la factura de la luz que suele crear más curiosidad es el del alquiler de equipos. Un concepto que, habitualmente, se refiere al contador eléctrico que se utiliza para hacer las lecturas del consumo de electricidad. Aunque el importe no es alto en comparación con el consumo o la potencia, lo cierto es que deberíamos saber por qué, en qué casos se paga y cuál es su precio.

Alquiler equipos factura de la luz

Los equipos en la factura de la luz hacen referencia a los dispositivos mediante los que las distribuidoras miden el consumo eléctrico que han hecho sus clientes y, de este modo, facturar la energía exacta que han consumido. El ejemplo más habitual de estos equipos es el contador de la luz.

El alquiler de equipos aparece en la factura de la luz cuando el contador que existe en el inmueble o negocio suministrado no es propiedad del consumidor al que se factura. En estos casos, será necesario el pago de una cantidad fija en concepto de alquiler del dispositivo a la distribuidora de la zona a la que pertenezca.

El importe que hay que pagar depende del tipo de contador y se establece en una cantidad de euros por día de suministro (por eso mismo, verás que varía un  poco de un mes a otro, pues depende de los días que tenga cada mes).

El precio del alquiler mensual está establecido por el Ministerio de Energía, Turismo y Agenda Digital.

En la factura de la luz tiene que aparecer el tipo de contador que existe en el lugar de suministro, añadiendo además los siguientes datos:

  • El tipo de contrato de suministro vigente.
  • El tipo de contador a través del que se factura.
  • Información detallada de su consumo.
  • Diferentes conceptos en los que se divide la factura, como consumo, impuestos, etc.
  • Información para que el consumidor resuelva dudas.

Precio del alquiler de equipos

Como hemos mencionado anteriormente, el precio del alquiler de los equipos está establecido por el Ministerio de Energía, Turismo y Agenda Digital.

Con todo, la tarifa a pagar varía en función del tipo de contador. Así, el precio del alquiler de equipos en la factura de la luz es:

  • Contador monofásico simple tarifa sin posibilidad de telegestión: 0,54 €/mes.
  • Contadores monofásicos (doble tarifa) con discriminación horaria sin posibilidad de telegestión. 1,11 €/mes.
  • Contadores electrónicos monofásicos con discriminación horaria y con posibilidad de telegestión para consumidores domésticos 0,81 €/mes.
  • Contadores electrónicos trifásicos con discriminación horaria y con posibilidad de telegestión 1,36 €/mes. Este es el caso de los contadores que proporcionamos desde Novaluz.

Como puede observarse, las tarifas son diferentes, principalmente, en función de si el contador tiene la posibilidad de facturación con discriminación horaria, telegestión y si está dirigido a consumidores domésticos o a cualquier otro tipo de cliente. En nuestro caso y como bien sabrás: empresas ¡, pymes y autónomos.

De estas características, se desprenden los diferentes tipos de contadores que existen.

Tipos de contadores

Existen dos tipos de contadores: analógico o digital. Cada uno de ellos cuenta sus propias características para obtener la lectura del consumo realizado, y esto también influye en la forma en la que la distribuidora recibe y gestiona los datos.

  • Contador analógico. Son los equipos que se han utilizado de forma tradicional para registrar el consumo de la luz. Lo hacen a través de un contador mecánico y, para hacer la lectura del consumo, es necesario que un técnico de la distribuidora acuda al lugar donde esté ubicado y anote el consumo manualmente. También es posible que el cliente aporte la lectura a la distribuidora a través de los medios que ésta establezca. Cuando el punto de suministro se encuentre en un edificio comunitario, todos los contadores de las viviendas que a él pertenezcan se encontrarán en un cuarto de contadores al que tendrá acceso el técnico. Para hacer la lectura de la luz acudirá en una única ocasión y hará la lectura en los contadores de todas las viviendas, locales y en el de la comunidad.
  • Contador digital, también denominado contador inteligente. Tiene la capacidad de registrar el consumo de luz que se hace en cada hora. Además, no es necesario que el técnico acuda a hacer la lectura del consumo, ya que este tipo de equipos envía, por vía telemática, toda la información del consumo energético del punto suministrado. Al tener la capacidad de registrar el consumo por horas, es posible facturar con discriminación horaria, por lo que todos los clientes que tengan contratada este tipo de tarifa deben tener uno de estos dispositivos digitales. De nuevo, este es el caso de los contadores que proporcionamos desde Novaluz, ya que nuestros clientes sí se benefician de la existencia de las distintas franjas horarias.

Diferencias entre contador analógico y contador digital

De los tipos de contadores que hemos visto, y sus características, se desprenden ciertas diferencias como vamos a ver a continuación:

Principales características de los contadores digitales:

  • Las lecturas se realizan por telegestión, por lo que no es necesario que acuda un técnico a realizar la lectura del consumo.
  • El contador puede estar en la vivienda o en la empresa, aunque se trate de un inmueble ubicado en un edificio comunitario.
  • Se puede conectar a otros sistemas de medición.
  • Es posible realizar cambios de potencia a distancia, siguiendo el procedimiento establecido por la distribuidora.
  • Están monitorizados y no es posible manipularlos.

Principales características de los contadores analógicos:

  • Para realizar la lectura del consumo debe desplazarse un técnico para hacerla manualmente.
  • El equipo estará en el cuarto de contadores cuando el inmueble suministrado pertenezca a un edificio comunitario
  • No se puede conectar a otros sistemas de medición.
  • Para modificar la potencia contratada es necesario que acuda un técnico.

Viendo estas diferencias entre los dos dispositivos, la conclusión a la que se puede llegar es que el contador digital tiene muchas más ventajas que el analógico. Es por eso que se han ido sustituyendo de forma progresiva, ya que son más fiables y requieren menos intervenciones de los técnicos de la distribuidora. Motivos varios por los que en Novaluz apostamos por los mismos.

Sirva de conclusión señalar que el contador eléctrico es el equipo de medición a través del que se hacen las lecturas del consumo de electricidad realizado por los consumidores. Cuando este dispositivo no es propiedad del cliente, se incluye en la factura de la luz un importe en concepto de alquiler del contador. El precio está regulado y depende del tipo de contador que se esté utilizando. Existen dos tipos básicos de contadores: analógicos y digitales.

¡Únete a nuestra Newsletter!

¿Quieres resolver estas dudas y otras con tu gestor energético asignado de Novaluz?

Contacta con nosotros y podrás conocerlo desde el inicio del proceso de alta.

Contacta
grafico de moviles